‘Locura’ de Virus cumple 35 años: un disco que marcó una época

Fue el quinto trabajo de la banda y marcó su consagración definitiva. Historia de un disco bisagra para el  Rock Nacional.

Locura, que hoy cumple 35 años, marcó la consagración de la banda gracias a hits como Una luna de miel en la mano, Pronta entrega y Tomo lo que encuentro. Un álbum que aportó una interesante dosis musical a la escena nacional de mitad de los ’80. La consagración de Virus como uno de los grupos más populares de su época junto a Soda Stereo, Zas y Charly García.

“Considero que Locura tiene una oculta posibilidad de comprensión popular. Es, además, el mejor disco que hicimos”, describió Federico Moura, cantante de Virus, en una entrevista con la Revista Pelo, en enero de 1986.

El disco se grabó en Buenos Aires y Nueva York, donde también se realizó la mezcla. Como invitados estuvieron Cachorro López y Daniel Freiberg; y, al igual que en sus anteriores trabajos, contó con letras de Roberto Jacoby, un artista, sociólogo y publicitario que dio forma a la particular combinación de juegos de palabras e ironías que son sello distintivo de las canciones del grupo.

“Como ya en Relax éramos populares, las giras se fueron extendiendo y nosotros por contrato discográfico teníamos que componer un disco por año. Entonces se nos fueron acortando los espacios para componer y a esa altura teníamos sólo siete canciones. El productor nos dijo que mínimo tenían que ser ocho”, recordó Marcelo Moura, tecladista y cantante de Virus.

Y agregó: “Cuando viajamos a Nueva York a mezclar, en el avión con Julio y Federico hicimos una base, compusimos el tema que faltaba. Ya en Nueva York un amigo le puso la letra. Fue algo muy improvisado y es, nada más y nada menos, el tema más famoso de la historia de Virus, “Luna de miel en la mano”. Eduardo Costa, un artista plástico amigo de Federico que vivía en los Estados Unidos fue el responsable de la letra donde se basó en famosa frase del escritor irlandés James Joyce”.

Sobre el concepto que encierra la obra, Federico Moura definió: “El disco tiene una capacidad que no tienen los otros, que tiene que ver con el equilibrio. Es más fácil escucharlo entero en cualquier lugar porque tiene ese equilibrio en las letras, en la música y en la tapa. Un poco mi fantasía con la música es esa: me gusta toda la técnica, pero al servicio de algo global”.

La tapa estuvo a cargo de Daniel Melgarejo, un talentoso artista plástico que décadas atrás trabajó para el sello Mandioca y luego hizo dos portadas más para la banda. “Fue dejada libre en sus manos, quien con esas imágenes quiso representar la locura de hacer un disco en esa época que hablará de sensualidad, sexo y masturbación”, describió Julio Moura, guitarrista.

La presentación en vivo

El grupo presentó Locura de forma oficial con cinco funciones llenas en el Teatro Opera, luego cerró el año 85 en La Casona de Lanús junto a Soda Stereo, y arrancó en enero tocando en el Festival de La Falda. Las impresionantes ventas rápidamente llegaron a Disco de Platino y luego alcanzaron las 200 mil copias, casi cuádruple Platino.

La enorme difusión radial posibilitó que la banda tocara casi todos los fines de semana en el conurbano y varias provincias. También viajaron a Perú y Chile, donde repitieron la buena respuesta por parte del público.

“Si algo quedó en claro después del Ópera fue la madurez de Virus como grupo. La firmeza de toda la banda sobre el escenario, la sobriedad en la música, y la escenografía – totalmente coherente entre sí, como pocas veces puede verse- y la agilidad del show demuestran que el criterio artístico es totalmente lúcido”, describió la revista Pelo sobre el show.

En la escena, Federico Moura es el principal atractivo del grupo, y aunque eso no es novedad sí lo fue la actitud: ahora hay una dosis de erotismo en cada movimiento”, agregó la crítica sobre el desempeño del cantante.

“Mi propuesta estética es otra manera de elevar el nivel del espectáculo. No es que me pongo esto para que guste. Quiero espectáculos buenos y el vestuario es otra alternativa para contribuir a ello. Evidentemente, la estética es algo importante, que está ligada a la música”, resaltó Federico en una entrevista con Música Total Magazine sobre la importancia del look.

Pasaron los años y Locura se mantiene intacto, sonando en las radios o en las plataformas digitales. En 2015, la banda celebró los 30 años de su salida tocando en el Teatro Ópera, un escenario que volvió a ser testigo de un momento que quedaría en la historia.

Compartir en: