Residente se vuelve ‘Pecador’ en su nuevo video

Luego del éxito de su tema anterior, Bellacoso, el cantante puertorriqueño presenta el nuevo corte de lo que será su próximo álbum.

Residente lanzó su segundo simple, Pecador el cual estará incluido en su segundo álbum solista. La canción llega después del exitoso Bellacoso junto a Bad Bunny.

Según Residente, Pecador es una narración expresiva sobre un humano que confiesa sus pecados y pensamientos.

El exintegrante de Calle 13 estuvo a cargo de la dirección del video, el cual cuenta con un concepto religioso y el mundo de un niño interior, donde no se juzga, no hay límites de expresión ni de las opiniones sobre la corrupción en el mundo.

Fue filmado en una iglesia donde una joven actriz recrea y reencarna los pensamientos de Residente. Como creativo multifacético, Residente conceptualizó y produjo esta canción junto al productor Trooko.

“Para este video, imaginé a esa pequeña niña dentro de todos nosotros expresándose libremente sin limitaciones y que saliera a narrar lo que estaba sintiendo personalmente cuando escribí esta canción”, comentó Residente.

“La parte interesante es que los sonidos de la canción provienen de las frecuencias cerebrales de un hombre musulmán. Junto a la Universidad de Yale, experimenté capturar las frecuencias cerebrales de un hombre musulmán mientras rezaba para lograr convertir esas ondas en música. Los resultados de esto serán escuchados en notas musicales y sonidos a cargo de un coro cristiano”, agregó el músico.

Para este nuevo disco Residente amplió aún más su exploración de los mundos paralelos musicales y científicos. El cantante trabaja con los departamentos de neurología de Yale y la Universidad de Nueva York, donde se asoció con profesores para estudiar patrones de ondas cerebrales en gusanos, insectos, ratones e incluso Bad Bunny cuando estaban creando “Bellacoso”.

Utilizando pruebas de electroencefalograma (EEG), René buscó ritmos comunicativos que eventualmente los convirtió en sonidos para este nuevo proyecto. A través de ondas cerebrales y frecuencias, Residente se conecta tanto en un ambiente científico como emocional logrando colaboraciones que inspiran la creación de música sin barreras.

Compartir en: